El Instituto de Investigación Jurídica de la Universidad Dr. José Matías Delgado, realizó el día 19 de febrero de 2019, presentó en la Facultad de Jurisprudencia y Ciencias Sociales “Dr. Isidro Menéndez” la conferencia LA AMPLIACIÓN DE LA DETENCIÓN PROVISIONAL POR DELITOS GRAVES, con la participación del Maestro Rodrigo Salomón Hernández Granados, Secretario de actuaciones de la Cámara Segunda de lo Penal, de la Primera Sección del Centro, San Salvador.

La apertura de la conferencia fue a cargo del Director del Instituto de Investigación Jurídica, el Doctor René Fortín Magaña, quien hizo un llamado de reflexión a la comunidad jurídica de la importancia de la labor de la Academia en las ciencias jurídicas, haciendo hincapié en la relevancia que tiene la disciplina del Derecho Penal en el diario vivir de la sociedad.

El Maestro Salomón dio inicio con su ponencia, manifestando los antecedentes legales pertinentes alusivos a la detención provisional; resaltando que el legislador salvadoreño dentro de su técnica legislativa no ha tenido una línea estable, sino un dualismo respecto a la fijación o no de un plazo máximo para la detención provisional, afirmando que este fenómeno ha traído como consecuencias códigos penales cortoplacistas que no deberían de ser una regla general en materia de Derecho Parlamentario. A la vez expresó su postura respecto a una posible reforma para ampliar el plazo de detención provisional, manifestando que el tener a una persona por 4 años bajo detención provisional; refleja una falla en nuestro sistema, en virtud que no es posible que un delito en apariencia simple, prolongue en demasía la emisión de una sentencia condenatoria firme.

El Maestro desglosó el artículo 8 del Código Procesal Penal, resaltando el mandato dirigido a los aplicadores de la ley consistente en que para que la ampliación del plazo de detención sea plausible, únicamente será si existe una sentencia condenatoria, sin embargo, aclara, que en la jurisprudencia a través de las sentencias manipulativas diminutivas le han dado -erróneamente- otro enfoque al mandato, alegando que es razón suficiente la mera posibilidad de interponer un recurso, para que sea procedente la ampliación de la detención provisional, ampliación que dicho sea de paso se prolonga por doce meses más, siendo tan tajante la disposición, que impide a priori, una gradualidad de la ampliación o como le llaman los eruditos del Derecho Constitucional, una restricción al juego interpretativo.

Finalmente apuntó que la Sala de lo Constitucional ha presentado falencias y, por ende, una deuda con el Derecho Penal, esto en función de alterar disposiciones legales imperativas, alterando presupuestos de cumplimiento de aplicación.

La sesión continuó con una sesión de preguntas y respuestas entre el conferencista y el público asistente y concluyó con la entrega de un diploma de reconocimiento al conferencista por su distinguida participación por parte del Director del Instituto de Investigación Jurídica.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *